El proceso de adaptación a la guardería suele ser difícil tanto para los más pequeños como para sus progenitores. En septiembre, se abren las puertas de Escuela Infantil Institución Miramar para el inicio de un nuevo curso. Y queremos que toda la familia esté más que preparada para las clases. Por ello, desde nuestra guardería en Málaga, te ofrecemos una serie de consejos y recomendaciones para que te adaptes rápidamente a la nueva etapa.

Adaptación a la guardería

Diseño: La Factoría Creativa ©

1. Adelanto de acontecimientos

Los niños tienen que ir haciéndose a la idea de lo que va a suceder. Romper bruscamente con su rutina solo acarreará un efecto traumático. Por ello, nuestros educadores infantiles aclaran que  resulta muy beneficioso ir contándoles que van a ser escolarizados. Habladles desde casa sobre las actividades que se realizan allí, así como sus instalaciones o el contacto  que tendrán con otros niños.

2. Positividad ante todo

Los padres también tienen que poner de su parte. Deben mostrarse fuertes y positivos frente a la escolarización. Además es beneficioso que ellos entiendan que la separación con sus progenitores es solo temporal.

3. El proceso de adaptación a la guardería no es instantáneo

No pienses que a tu hijo le apasionará la guardería desde el primer día.  Es un proceso lento donde se van haciendo un hueco entre el resto de niños, los profesores y el propio centro infantil. No existe un periodo medio de adaptación. Cada niño es un mundo, conforme vaya creciendo su seguridad, más  a gusto se sentirán. Hasta el momento en que se convierta en parte de su rutina.

4. Confianza en la escuela infantil

Depositar confianza en tu escuela infantil te hará sentirte mucho más relajado. Especialmente si mantienes buena relación con sus educadorespedagogos. Por ello tienes que elegir concienzudamente. En Institución Miramar seguimos el Método Educativo Montessori,  fomentando el desarrollo, comunicación y relación de cada uno de nuestros alumnos.

5. Rutina parental

Hay que apostar por la empatía. Tenemos que comprender que nuestros hijos nos echan de menos. Así, es necesario dar continuidad a la rutina parental existente. Las horas que pasan juntos decrecen, pero debemos dedicarles tiempo. Preguntadles qué tal les ha ido, jugad con ellos, y perpetuad los conocimientos adquiridos en el centro de educación infantil  hará más fácil el proceso de adaptación a la guardería.

Entendemos que no te quieras separar de tu hijo, pero su desarrollo social y crecimiento se verán favorecidos tras la inclusión en la guardería. En nuestra escuela de educación infantil en Málaga tenemos una plaza para tu pequeño… ¿Te ayudamos con la adaptación?


Autor: Institución Miramar

Edición y diseño: La Factoría Creativa

Proceso de adaptación a la guardería: ¡Padres e hijos más preparados!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *